Operadores de justicia de Sucumbíos y Esmeraldas se capacitarán sobre movilidad humana y trata de personas
Home
Operadores de justicia de Sucumbíos y Esmeraldas se capacitarán sobre movilidad humana y trata de personas

 

Los operadores de justicia de las provincias de Sucumbíos y Esmeraldas participarán durante los próximos días en capacitaciones sobre movilidad humana y trata de personas.

 

Los talleres que tienen el objetivo de fortalecer las capacidades de jueces, fiscales, defensores públicos y otros funcionarios judiciales que conocen casos relacionados con la explotación laboral o sexual de personas se desarrollarán el 26 y 27 de octubre en Nueva Loja y el 16 y 17 de noviembre en Esmeraldas.

 

Los eventos que son impulsados por la vocalía de la doctora Angélica Porras, en coordinación con la subdirección de Derechos Humanos del Consejo de la Judicatura, cuentan con el apoyo técnico de la Agencia de la ONU para los Refugiados (ACNUR) y de la Organización Internacional para los Migrantes (OIM).

 

Las jornadas de capacitación tienen el objetivo de sensibilizar a los jueces y juezas sobre la problemática que se genera en las fronteras ecuatorianas a partir de los movimientos migratorios.

 

En esas zonas la incidencia de delitos como la trata de personas es mayor que en el resto del territorio nacional y por ello, el Consejo de la Judicatura ha considerado necesario desarrollar políticas y acciones que permitan proteger a las víctimas.

 

Lo que se pretende también es que a través de este tipo de actividades, los jueces y demás operadores de justicia cuenten con las herramientas teóricas necesarias para aplicar las leyes vigentes en el país sin vulnerar los derechos de quienes se encuentran en situación de movilidad.

                                       

En este contexto, durante los talleres analizarán la legislación mediante la cual se juzga y sanciona a los responsables de la trata de personas y sus delitos conexos, además, estudiarán casos reales.

 

Lo que se busca con ello es que los operadores de justicia tengan más claridad sobre las normas que deben aplicar en estos casos de acuerdo a las normas internacionales.

 

En Sucumbíos las capacitaciones se desarrollarán en las instalaciones del ECU 911 de Nueva Loja. A la  inauguración asistirá la vocal Porras, quien dará la bienvenida a los participantes y explicará las políticas que, desde el CJ, se aplican para ofrecer una atención integral a quienes han sido afectados por este tipo de actividades ilícitas.

 

Capacitaciones en Azuay y El Oro

 

En las últimas semanas, el Consejo de la Judicatura desarrolló jornadas de capacitación en las provincias de Carchi y El Oro.

 

Los servidores judiciales que participaron en estas actividades resaltaron la importancia que tienen estas actualizaciones.

 

Patricia Inga Galarza, jueza del Tribunal Penal de Azuay, señaló que de esta manera los administradores de justicia realizan un mejor trabajo en la investigación de casos relacionados con la trata de personas.

 

Ella consideró que este tipo de eventos sirven para reforzar los conocimientos principalmente de los protocolos internacionales.

 

En tanto, Maruja Hermosa, jueza Contencioso Administrativa de la Corte de Justicia de Lima, quien participó en el II Encuentro Binacional de Operadores de Justicia sobre Trata de Personas, que se realizó en Arenillas (El Oro), indicó que esa reunión fue positiva porque permitió establecer compromisos para enfrentar los retos que cada país debe asumir en esta problemática.

 

La funcionaria peruana señaló que es necesario que Ecuador y Perú apliquen líneas de cooperación para evitar al máximo los trámites burocráticos que actualmente existen para casos de trata. 

 

“La protección a la víctima debe ser inmediata. Actualmente para enviar un exhorto se lo debe hacer a través de las embajadas y el trámite demora más de seis meses”, afirmó.

 

Hermosa destacó que este tema específico ya fue abordado en el Encuentro Binacional y que en principio, se acordó avanzar en la elaboración de protocolos conjuntos de atención a las víctimas.

 

DIRECCIÓN NACIONAL DE COMUNICACIÓN